Para saber lo que pasa por aquí...

Última hora

En el aire:
La marcha de Álvarez-Campana a la Diputación deja cerrada la reforma del muelle de Santa Cruz.

Desde fuentes próximas a la Corporación Municipal, se confirma que Portos de Galicia ha tomado la decisión de abrir las tripas del muelle de Santa Cruz. El mismo arreglo que recibió el que se tragó el camión a principios de mes, servirá para reparar los otros cinco huecos detectados por el georradar las dos semanas siguientes.

La reforma corre a cargo de Portos de Galicia, aunque por motivos de emergencia, se está encargando la constructora López Cao; contratada por Corporación para la reforma de las aceras de la parte baja del pueblo. Dichos arreglos consisten en la apertura del hueco, la construcción de un muro de hormigón armado paralelo al muro de piedra exterior del muelle; relleno con pedraplén y cobertura con la piedra original.

Sorprende esta noticia lanzada el mismo día en que Feijóo desplazaba a Álvarez-Campana (“de lo mejorcito que nos hemos encontrado”, según esta misma fuente del Concello); a la Diputación presidida por Diego Calvo. Ojalá eso signifique una nueva “vida” para esa Diputación… falta le hace contar con gente capaz para evitar su desmantelamiento. Álvarez-Campana se ha mostrado como un gestor eficaz y eso es todo lo que se puede pedir a un administrador público… aunque para algunos sea “pedir de más”.

Respecto a eso y las causas del hundimiento, aún colean las declaraciones del jefe de la oposición al Gobierno Municipal, Pablo Cobián; en las que achacaba el hundimiento del muelle a la presencia de la motobomba realizando trabajos sobre su plataforma con permiso del Concello… O sea: que “la culpa la tiene Gelo”.

Ocurre que circula por la red social facebook una imagen de otro camión; este con la barandilla (tan protestada por su diseño) instalada 15 días antes de producirse el socavón… situación en la que debemos dar gracias por no haber ocurrido nada.

Es lógico, este camión tenía el permito de Portos de Galicia… y no de Gelo; por eso el muello no se hundió. [ironía sin comentarios]