Para saber lo que pasa por aquí...

¿Por dónde se cruza a Bastiagueiro?

Está claro que si no hay pasos de peatones, por ahí, los peatones, no pueden cruzar una calzada. También es lógico suponer que si existen pasos elevados no se van a pintar otros en el suelo (aunque ya hemos visto de todo).

Sin embargo, cada conductor que hace su «par de pasadas» por la AC 173 diarias se encuentra (de vez en cuando) con peatones delante de su parabrisas. Si los ve… bien. Si no…

No es cosa del verano. Los estudiantes del INEF, vecinos, paseantes, ciclistas, «runners»… también se echan al asfalto antes que a la chapa (en el buen sentido de la palabra… ya te contamos a ahora por qué).

El tema ya es recurrente (como las bacterias sospechosas en las aguas del Porto de Santa Cruz); y todos los años por estas fechas podemos oir a nuestro alcalde exigiendo en sus intervenciones radiofónicas a esta gente que utilice los medios que hay que utilizar para no tener una desgracia un día de playa; y a la gente de la oposición exigiendo que menos palabras altas y más planificación, más preparación y más mano dura… ¿por qué no?

El caso es cómo están esos «medios».

Las pasarelas están sucias; incluso con hojas de los árboles cercanos (y no es otoño) amontonadas en las esquinas. Y en las esquinas en las que no hay hojas se pueden ver los agujeros que la corrosión ha provocado en la chapa de acero del suelo: es decir… se ve a los coches pasar por debajo; como los tiburones en los barcos pirata de tebeo.

Cualquiera que pase por allí se lo piensa a la hora de volver.

¿Será que en ese futuro proyecto de mejora de la AC173 se incuyen también la «reparación» de esas pasarelas?

Hemos buscado confirmación a eso pero nadie nos la ha dado.

La pescadilla que se muerde la cola: si nadie cruza por las pasarelas… ¿por que se van a arreglar?

Lo cierto es que si toda la gente que acude a los arenales de Oleiros utilizase pasarelas como la que sale en la foto lo normal es que la desgracia ya se hubiese producido.

Deja un comentario