Para saber lo que pasa por aquí...

Campeonato de Oleiros y Rabadeira de Patinaje de Velocidad

Es verdad. Desde la “Ciudad del Turia” hasta la “Escola Nacional de Algarve”; desde el “Club Patín Pelayo de Gijón” hasta el “Municipal de Arganda”. Clubes con el potencial de los Asturianos “Calzada”, “Club Patín Siero”, “Astur Patín” y alguno más que me dejo en el tintero… los aragoneses, los catalanes o los madrileños… En toda España se preguntan cómo es posible este “milagro” a la gallega.

El fin de semana de los Campeonatos de Oleiros y de A Rabadeira, que van ya por su 16ª y 19ª edición respectivamente; se ha convertido en una referencia obligada en el calendario nacional. No por la espectacularidad de su pista: hay clubes por ahí que cuentan con pistas en las que se han disputado Campeonatos Mundiales. No por el currículum de sus corredores o por el enorme nivel de sus participantes; y repetimos lo anterior.

Los Campeonatos de Oleiros y de A Rabadeira son la gran fiesta del Patinaje de Velocidad Nacional. Y todos se preguntan: ¿cómo es posible?

Apenas unos cuantos patinadores, una directiva humilde pero con muchas ganas de hacerlo bien y el apoyo entusiasta de un puñado de padres que hacen lo que pueden y, si saben, lo que les mandan… se traduce en una participación de más de 220 corredores (de las más elevadas del calendario), no sólo en las carreras sino en una gran fiesta de confraternidad y de exaltación de este deporte; año sí y año también: juegos paralelos para competidores y padres, cena popular, comida campestre y “queimada con conxuro” traducido a varios idiomas…

Los principales del pasado año (aparte de las competiciones, claro) fueron el “Campeonato Mundial de Tiro de Corda” en el que participaron el alcalde, Angel García Seoane, y su Concejal de Deportes, Teresa Vázquez… en equipos diferentes; y la retransmisión en directo de la carrera de Fernando Alonso por el Mundial de Automovilismo.

La de este año, una espectacular fiesta del agua en la que corredores y espectadores intercambiaban cubos, botellas, vasitos… hubo quien trajo pistolas, ametralladores e incluso cañones de agua desde los sitios más remotos de nuestra geografía nacional; increíble si se sabe que, en este deporte, la lluvia fina es motivo de suspensión de las pruebas; como pasó el mismo sábado.

Pero nos preguntábamos cómo era posible… y nos encontramos con esta imagen. Se trata de Teresa Vázquez, Concelleira de Deportes de Oleiros… currando; como una más, a la vigilancia de los chorizos (estos… de los de verdad) con los que se iban a despachar los presentes minutos después.

Queremos desde aquí llamar la atención sobre estos clubes, los más modestos de entre los modestos; pero con enormes ganas e ilusión, no sólo de hacer… sino de hacerlo bien. Pequeñas asociaciones de gente normal, común y corriente; alejadas (conscientemente algunos… y por “obligación” los demás) de la pompa y el mamoneo de otros deportes y espectáculos; que han convertido Oleiros en sede y referencia de campeonatos, concentraciones y eventos de todo tipo, no sólo deportivos; antes reservados a las “grandes ciudades”. Y que lo han hecho sin grandes instalaciones ni despilfarros; sino gracias a que los mejores, los que marcan las diferencias en sus participaciones, están encantados de venir aquí a pasar un fin de semana de lujo en el que todo lo que se hace, con mucho esfuerzo, ilusión y ganas; sale bien.

Deja un comentario